Visita del Provincial a la Casa Pastoral Nuestra Señora del Camino en Soacha

El sábado 29 de septiembre, el P. Carlos Eduardo Correa Jaramillo, S.J. visitó la Casa Pastoral Nuestra Señora del Camino, ubicada en Altos de La Florida - Soacha, junto al Asistente de Apostolados.


La comunidad de la Casa Pastoral Nuestra Señora del Camino, ubicada en Altos de La Florida - Soacha, tuvo la alegría de recibir la visita del P. Carlos Eduardo Correa, S.J., Provincial de la Compañía de Jesús en Colombia, y del P. Luis Javier Sarralde, S.J., Asistente de Apostolados de la Provincia Colombiana.

Con motivo de esta visita, se organizó un encuentro cercano con los jóvenes y las mujeres que participan de las actividades de la Casa Pastoral y con algunos líderes comunales del barrio. La intención fue resaltar, por medio de sus testimonios, el impacto que ha tenido la Casa Pastoral durante los casi diez años en que ha sido administrada por la Compañía de Jesús. Estos testimonios permitieron evidenciar cómo la misión evangelizadora en sus distintas dimensiones demuestra cada día que Altos es un lugar para la Vida.

El equipo de la Casa Pastoral, compuesto por el P. Diego Cristancho, S.J., coordinador de la Casa; Angie Buitrago, administradora, los Escolares Jesuitas Romel Yamid Pastrana, S.J., Juan Bernardo Mejía, S.J., y Jean Paul Durand, S.J. y los Candidatos a la Compañía de Jesús, presentaron las actividades que se han desarrollado en este barrio: campamento misión de Semana Santa y Navidad, pastoral juvenil con el Movimiento Huellas, Eucaristías dominicales, actividades de expresión cultural y de reflexión socio-política con el apoyo del Servicio Jesuita a Refugiados, el trabajo colaborativo con la Pontificia Universidad Javeriana y las actividades de desarrollo Comunitario de Fe y Alegría y la Asociación de Padres de Familia del Colegio San Bartolomé La Merced de Bogotá (Asobartolina), entre otras.

Así mismo, los líderes de la comunidad le expresaron al Padre Provincial algunas de las necesidades del barrio, destacándose la falta de acceso a servicios vitales como el agua potable. De igual manera, la comunidad manifestó su descontento por tener vías de acceso en mal estado y no contar todavía con el reconocimiento del Municipio; lo cual hace que siga siendo considerado un barrio ilegal.

Finalmente, después de este compartir fraternal, el Padre Provincial realizó un recorrido hasta la casa donde se alojan los Jesuitas y Candidatos los fines de semana. Este recorrido le dio la ocasión para saludar y hablar con algunos de los habitantes, que se mostraron alegres de poder recibir esta visita.